Si un Estado miembro decide retirarse, ¿a quién notificará su intención?