No es un principio general que deban respetar las Administraciones Públicas en su actuación y relaciones: