Los sistemas de información complementaria de las Oficinas de Atención al Ciudadano deberán ser accesibles a las personas con discapacidad, para lo cual el artículo 9.2 del Real Decreto 366/2007 establece las siguientes recomendaciones: